Molecot da la bienvenida al otoño con sus preciosas vajillas pintadas a mano

0
8

Lo sabemos. A casi todos os gusta el verano. Pero la vuelta a la rutina también tiene cosas buenas, no hay que hacer un drama de ello. Sobre todo, si animamos nuestras mesas con las piezas de porcelana de Limoges pintadas a mano de Molecot

Porque en otoño siempre apetece tomar un café o disfrutar de la hora del té, sin olvidarnos del arte de recibir o de que siempre hay un motivo para reunirse con la familia o con los amigos en torno a una mesa bonita.   

Para una mesa de primavera, vajillas pintadas a mano de Molecot
Molecot

Molecot

Vajilla

Vajilla

Vajillas Molecot

Vajillas Molecot

En otoño todo es posible.  Desde los azules más eléctricos que nos recuerdan al color del mar (ideales para el comienzo de la estación), a las vajillas más atemporales, perfectas para esos momentos en los que las horas de luz comienzan a acortarse. 

Porcelana pintada a mano

Porcelana pintada a mano

Vajillas de limoge pintadas a mano

Vajillas de limoge pintadas a mano

Para esos momentos, nos encantan vajillas como Peaks y Galett, con sus pinceladas irregulares y rosas empolvados (sí, la vida en rosa también puede ser posible en otoño).  

vajillas pintadas a mano

vajillas pintadas a mano

Molecot

Molecot

Piezas todas de porcelana de Limoges blanca, fina y resistente; piezas de primera calidad y lujo accesible, con diseños propios pensados para alegrar los días de este otoño que estamos a punto de comenzar. 

Más información | Molecot